martes, 13 de diciembre de 2011

Nuevo OVNI en redes sociales.

La gran penetración que están teniendo las redes sociales ha llegado a tal punto de convertirse en informativos de primera hora para muchos internautas aficionados a los OVNIs. Sin embargo estos internautas, como buenos entusiastas del tema OVNI, sólo divulgan imágenes, vídeos y testimonios sin una pizca de investigación. Esto, en gran medida, es a nivel macro lo que ha hecho que el tema OVNI se convierta en un asunto mediático más que de investigación, pues al momento de que alguien "descubre" algo "raro" inmediatamente se piensa en ser el centro de atención en redes sociales tan famosas como Facebook, el nuevo escaparate después de YOUTUBE para publicar vídeos. Muchas veces el vídeo es sólo el pretexto para mostrar una imagen fija con acercamientos, comentarios y demás acotaciones que intentan convencer a un número cada vez más creciente de internautas de la realidad extraterrestre, que si bien ha sido categóricamente negada por sectores científicos e instancias oficiales de investigación, para los entusiastas son sólo opiniones por más expertas que digan ser. Esta terquedad popular, aunada a la siempre explotadora intervención de los medios publicitarios, ha contribuido a mantener el tema OVNI siempre vigente más allá de cotas razonables o sin el más mínimo sentido común. Los entusiastas de los OVNIs, comúnmente llamados UFÓFILOS o UFÓLATRAS, son sólo coleccionistas de imágenes que abusan hasta el cansancio del término OVNI; aplicándolo a toda clase de cosas que ellos no puedan identificar. El problema del asunto no es que no tengan la capacidad para ver más allá del OVNI en busca de una explicación, el problema consiste en que antes de hacer cualquier investigación, si es que tienen alguna metodología para hacerlo, lo publican dando toda clase de teorías locas para justificar lo que se ve en una fotografía o vídeo, con lo que pretenden darle peso a la "evidencia" y al mismo tiempo sustentar un relato ficticio. Tal es el caso de este vídeo, subido el 17 de Septiembre del 2011 por el usuario llamado VIDNUNC, y que ahora empieza a circular por el facebook con el mismo título que tiene en el conocido sitio YOUTUBE (NEW UFO Picture):


Fuente original: http://www.youtube.com/watch?v=LUvMd5hGgMc
El canal del usuario se llama "The new age of Info Dispersal" (La nueva era de la dispersión de la Información), título sugestivo que da a entender que se está divulgando información que se oculta.

La descripción del vídeo es esta:
Well not new. I worked with the guy who took this four years ago. He has one of these digital cams that takes a stream of images with one push of the button, for sports photography. Anyhow this image was one he did not realise he caught - an accidental de-cloak of eith a US Military craft (thats where he was) or a UFO. The previous and next frames just showed a cloud. So when I say new I mean new to the net, not it was taken yesterday. If you want to use the image message me.
Cuya traducción a grandes rasgos es esta:
Bueno no es nuevo. He trabajado con el hombre que tomó esta hace cuatro años. Él tiene una de estas cámaras digitales que toman una serie de imágenes con sólo pulsar el botón, para fotografía de deportes. En cualquier caso, él no se dio cuenta que había hecho una toma accidental de la cabina de algún tipo de aeronave militar de EE.UU. o un OVNI. Las fotos anterior y siguiente solo muestran nubes. Así que cuando digo nuevo quiero decir nuevo a la red, no fue tomada ayer. Pueden utilizar mi mensaje de la imagen.
Vista de la pantalla de vídeo en YOUTUBE
El vídeo fue promovido hoy, o al menos a mi me llegó hoy a mi muro de facebook con la leyenda del propio vídeo como pie de nota. No está de más decir que la imagen se ve muy "render", y que haya sido una de las razones para, a pesar de ser una imagen, darle la forma de un vídeo para :

1.- Perder detalles del "render"
2.- Para que corriera a mayor velocidad que una simple fotografía.

Al menos por mi parte, es la primera vez que lo veo circular, a pesar de haberse publicado hace 3 meses. Sin embargo y con todo y que se ve muy burdo el "photoshopazo" donde el objeto se une con la nube, empieza a circular para causar expectación entre los internautas que gustan de este tipo de imágenes para apoyar sus teorías conspirativas o hipótesis militares con "evidencias" que se encuentran en la red sin saber siguiera si son reales, una mala interpretación, o un fraude deliberado como este, que a todas luces salta a la vista para el ojo entrenado, pero que les sirven para ilustran sus delirantes escritos sobre el tema o sobre lo que las imágenes les dictan más allá de lo que en realidad puedan ser.

Sin embargo, para un número cada vez más creciente de entusiastas que toman como real todo lo que se publica en la red, se debe demostrar que es un fraude. Y esto es una falacia enorme a la que nos han acostumbrado los charlatanes del tema como un contra argumento cuando se les piden pruebas de sus dichos, pues son los entusiastas quienes deben probar sus aseveraciones fantásticas para que realmente exista algo que podamos negar. Mientras ellos no puedan demostrar la existencia de estos artilugios más allá de una foto trucada o un vídeo borroso, sólo serán meras especulaciones.

Pero aún siendo meras especulaciones, utilizan la conocida muletilla: "de ser cierto..." y de ahí comienzan a tejer una serie de ideas que otros entusiastas toman como realidades que desperdigan más adelante con un "plus", como en este caso, un testimonio FALSO, que sitúa al divulgador al lado de quién supuestamente tomó la evidencia para darle más peso, pero no proporciona un sólo dato con el cual se pueda comprobar la historia o iniciar nuestras propias pesquisas para validar lo que ha vertido en su presentación videográfica, como testigo de primera mano, el usuario deja mucho qué desear. Un ufólogo de escaparate se quedaría con esta historia concediéndole el beneficio de la duda, no concluyendo nada, pero publicando por cada rincón de la red el vídeo.

Pero no nos equivoquemos, estos no son los únicos elementos que tengo para decir que el vídeo de la foto es falso. El mejor elemento para afirmar que tanto el testimonio como la foto son falsos, es la prueba del fraude, es decir, el modelo que ha utilizado el autor para realizar esta obra artística con una técnica muy burda y obvia de edición.

La mayoría de quienes ven este tipo de trabajos de diseño, se van sólo con la imagen y la descripción que el testigo hace de su obra, pero nunca se detienen a ver detalles, discrepancias entre las texturas de una foto similar y la que se estudia, tampoco leen los mensajes de quienes participan comentando lo que acaban de ver en el vídeo, tal vez porque no les interesa la opinión de los demás pues ya tienen la propia, así que no se toma en consideración lo que otros usuarios digan aunque entre esos comentarios pueda encontrarse la respuesta a lo que se está viendo.

Otro de los motivos es que hoy ya casi nadie lee. Nos estamos convirtiendo en una sociedad audiovisual que cada día desestima más el pacer de leer, incluso se nota ya hasta en los círculos de la política mexicana con los candidatos hechos a vapor al estilo de los idolitos de papel de cualquier festival de la canción, que si no traen un libreto establecido se ven perdidos. La sociedad audiovisual, acostumbrada por la televisión a recibir todo digerido, sólo se deja guiar por las formas, por lo que ve o escucha, pero nunca por una opinión escrita por más bien informada que esté, así que por seguir las formas, se deja de lado un fondo que podría resultar más interesante que la propia mentira.

En resumen, el objeto en cuestión es una remanufacturación de un curioso diseño de coche nacido en los 50's, utilizando como inspiración la euforia de la era espacial en todo tipo de diseños. Este automóvil en particular es parte de una colección de 3 coches que se hicieron como prototipos pero que nunca se lanzaron al mercado abierto ni se produjeron en serie, salvo unas cuantas unidades que se encuentran en museos.

General Motors había realizado investigaciones sobre la factibilidad de usar motores con turbinas de gas en automóviles en la década de 1930. No fue hasta comienzos de la década de 1950 que comenzaron a construir un verdadero motor, con Emmett Conklin liderando el proyecto.

FIREBIRD XP-21 1953
Para 1953, el equipo de investigación había producido el Firebird XP-21, luego conocido como Firebird I, el cual era esencialmente un avión jet sobre ruedas. Fue el primer auto movido por una turbina de gas que se haya probado en EE.UU. El diseño es totalmente impráctico, con una cubierta con forma de burbuja montada sobre un habitáculo monoplaza, un fuselaje con forma de bala hecho enteramente de fibra de vidrio, alas cortas y una aleta vertical trasera. Tiene un motor de turbina de gas que genera 370 hp (280 kW) modelo Whirlfire Turbo Power, que posee dos velocidades y expulsa chorros de gas a alrededor de 677 °C. El peso completo del coche es de 1.134 kg. Al comienzo, Conklin era la única persona calificada para conducirlo y lo probó a más de 160 km/h, pero al pasar a la segunda marcha los neumáticos perdieron tracción debido al empuje extremo del motor e inmediatamente la redujo por temor a estrellarse. El coche fue luego conducido en el Indianapolis Speedway por el piloto de carreras Maury Rose. El vehículo nunca fue pensado para probar el empuje o la velocidad potencial que generaría la turbina de gas, sino que se limitó a la viabilidad práctica de su uso. Su sistema de frenos difiere de los sistemas de tambores estándar en que los tambores están en el lado externo de las ruedas para facilitar su rápido enfriamiento, y en que las alas realmente funcionan como los flaps de los aviones para reducir las elevadas velocidades alcanzables por el vehículo.

FIREBIRD II 1956
El segundo prototipo, el Firebird II en 1956, fue un diseño más práctico: un automóvil familiar cuatriplaza. Su diseño es bajo y ancho, con unas grandes tomas de aire duales en el frente, una cubierta elevada con forma de burbuja y una aleta vertical trasera. Su parte exterior estuvo hecha enteramente de titanio. El motor entregaba 200 hp (150 kW) y para resolver el problema de calentamiento de los escapes, fue alimentado a través de un sistema regenerativo, lo que le permitió operar a temperaturas cercanas a 538 °C más refrigerado, y además otorgaba energía a los accesorios. Otra innovación fue el primer uso de frenos a disco en las cuatro ruedas, con una suspensión totalmente independiente, así como un sistema de guía sofisticado que fue pensado para su uso en "las carreteras del futuro", donde un cable eléctrico estaría incorporado a la carretera para enviar señales que ayudarían a guiar a los futuros automóviles y de este modo se evitarían accidentes.

FIREBIRD III 1958
El tercer diseño, el Firebird III, fue construido en 1958 y luego mostrado en Motorama en 1959. Es otro extravagante prototipo con exterior de titanio y no menos de siete alas y derivas cortas que fueron ampliamente ensayadas en un túnel de viento. Es un biplaza impulsado por un motor de turbina de gas que genera 225 hp (168 kW) modelo Whirlfire GT-305, y un motor a gasolina bicilíndrico que aporta 10 hp (7.5 kW) para movilizar a todos sus accesorios. Su diseño exterior presenta una cubierta doble burbuja y muchos avances técnicos que lo hicieron más práctico, tales como el control crucero, frenos antibloqueo, y el aire acondicionado. Además presentó innovaciones de la "era espacial", tales como frenos de aire especiales similares a los que se encuentran en las aeronaves, que surgen como paneles planos de la carrocería del coche para reducir las elevadas velocidades que alcanzaba, una llave "ultrasónica" que abría las puertas que eran señaladas con la misma, y un sistema de guía automática que evitaba accidentes y giros "inesperados". El giro estaba controlado por un joystick posicionado entre los dos asientos. Esto le daba al automóvil un aire más futurístico y simulaba la experiencia de volar un avión.

Con estos modelos ya nos podemos dar una idea de cuál fue utilizado para hacer la composición digital de la imagen del supuesto OVNI. El modelo usado fue el GM FIREBIRD II 1956. Una variación en ángulo 3/4 y con otro color. Podríamos pensar que nuestro artista es un as en el uso del photoshop, pero no se metió en tantas complicaciones al localizar un modelo con otro acabado, pues existe uno de exhibición en el MUSEO FORD DEL AUTOMOVIL. 

GM FIREBIRD II 1956 En el Museo Ford Del Automovil (Frente)
GM FIREBIRD II 1956 En el Museo Ford Del Automovil (Trasera)
Como se puede observar el color guarda semejanza con el usado en el modelo de la imagen compuesta, sólo utilizó el frente del automóvil, modificó el cofre para agregarle la supuesta cabina, achicó las tomas de aire y desapareció el resto. Para esconder los cortes que tuvo que hacer, utilizó una nube para ocultar detalles y montó todo en una imagen de esos montes nevados con un CGI de un avión comercial de la aerolínea "QANTAS: El Espíritu de Australia", que muy bien puede haber sido sacado de un simulador de vuelo. No sería la primera vez que me topo con algo de esta naturaleza.


Con lo anterior podemos dar por concluido, cerrado y olvidado este PROTOCASO más falso que una moneda de 75 centavos.

Leopoldo Zambrano Enríquez
Informe U. F. O.
Monterrey, Nuevo León. México.

http://www.vancesnewsletter.com/henry-ford-museum.html
http://www.ananasamiami.com/2011/08/1956-gm-firebird-ii.html
http://en.wikipedia.org/wiki/General_Motors_Firebird#Firebird_II
http://www.flychanneltv.com/blog2/2010/01/qantas-cambia-horarios-para-mejorar-la-conexion-buenos-aires-hong-kong/

0 comentarios: